The zen bride

Processed with VSCO with s3 preset

A menudo encuentro a las novias el día de la boda en un estado nervioso alterado debido a factores como el mismo estrés del día, el agobio de la familia o bien la inseguridad por ser el centro de atención durante un día entero. Sea como fuere, son sensaciones y emociones que cuestan de llevar y siempre es bueno conocer algunos tips que nos ayudan a coger aire y disfrutar del momento que al fin y al cabo es uno de los días mas especiales para una novia.

Antes de enfrentarnos al día B, debemos prepararnos el día antes. Una de las actividades que relaja y va muy bien para desconectar, es hacernos la manicura y pedicura. Es un momento donde nos podemos evadir del estrés, además de dejar las manos preciosas. Una cosa menos para hacer en nuestra lista. Good girl!

Yo aconsejo no dejar muchas tareas para el ultimo día, ya que siempre, SIEMPRE, se complica el día y al final acabas yendo con prisas a todos lados, y quieras o no hace que aumente nuestro estado de nervios. Por ello, un día antes os tenéis que dedicar a disfrutar! Un plan genial que ayuda a despejar la mente es cenar a una hora decente, con amigas o con tu misma pareja y porque no, comerse esa pizza o aquella comida que te guste muchísimo y simplemente disfrutarla

Que mejor plan que acompañar esa cena viendo tu serie favorita. Yo personalmente recomiendo algunas como Friends, Sex and the city, New girl o incluso alguna menos comedia como Juego de tronos o Stranger things. Evita alguna demasiado melodramática, no queremos alterarnos demasiado ni llorar de más. Yo soy de esas y al final se nos quedan unos ojos de búho que al día siguiente no podemos ignorar. Utiliza algún tipo de mascarilla facial e incluso una para el contorno de ojos. Os recomiendo estas del  Tonymoly “I’m real rice mask” y Sephora “Avocado eye mask”, que funcionan genial!

Y después de todo, una infusión y a la cama. Escribe algo. Es algo bonito que gusta recordar y leer en un futuro. Imagínate dentro de un año o dos, leyendo tus reflexiones un día antes de la boda…debe por lo menos, ser curioso, emotivo y sobretodo divertido.

El día B, levántate con energía. Medita antes de hacer nada. Simplemente cierra los ojos y respira profundamente, por lo menos durante 10 minutos. Hablaremos en otro post de esto en más profundidad.

Desayuna mínimo una infusión y algo que te apetezca mucho, pero sin abusar, porque la mayoría de veces te encuentras con el estomago cerrado. Algo hay que comer, eh!

El mismo día, rodéate de poca gente. Sobretodo aléjate de aquellos que te estresen, ya sea por su carácter o humor. A veces, es mejor estar con la maquilladora y peluquera y una amiga o hermana. Esto es importante, ya que el mismo día estamos muy susceptibles a cualquier comentario. Pensad que al final, siempre sale algún imprevisto con la organización de la boda que produce opiniones de todo el mundo en vez de solucionar el problema de raíz. Y eso, hace que la novia pierda por un momento el objetivo de ese día, ser la mujer más feliz del mundo! Sin nervios ni preocupaciones. Go away!

Processed with VSCO with s1 preset

* Todas las fotos son de Pinterest

Para acabar, que mejor que una copa de cava o champagne para adornar esos momentos finales. Agrégale un poco más de chispa al día y prepárate para el gran momento, pero sin abusar, por favor! Además es una ocasión muy especial para brindar y empezar a celebrar el gran día.

¿Qué os parecen estos consejos? ¿Habéis practicado alguno en vuestro dia B? ¿Cuales añadirías a la lista?

Aida

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *